Árbitro del Credicoop y el Sien Carabaya no cumplía requisitos


El compromiso que se jugó el domingo pasado en el estadio Politecnico Regional “Los Andes” de Juliaca, por la cuarta fecha del cuadrangular final de la Etapa Departamental, entre el Credicoop San Román y Sien Carabaya, fue dirigido por un árbitro no apto para partidos oficiales.

En efecto, el juez Ernesto Nayra Ramos no cumplía los requisitos exigidos, pues no fue evaluado por la Comisión Arbitral de la Liga Departamental de Fútbol de Puno, pese a que los reglamentos establecen que solo deberán arbitrar aquellos que fueron evaluados en el año deportivo.

Además, según el texto único de Reglamentos y Bases de la Copa Perú 2017, y de la Federación Peruana de Fútbol (FPF), solo podrán arbitrar partidos oficiales los jueces deportivos no mayores de 45 años.

Nayra Ramos, quien fue el juez principal del partido entre juliaqueños y carabaínos, no cumple tampoco con este último requisito, puesto que en la actualidad tiene 46 años de edad.

Por tal razón, el delegado del Club Deportivo Credicoop San Román, Flavio Cansaya López, presentó los documentos pertinentes a la Liga Departamental de Fútbol de Puno, solicitando la nulidad del partido entre el equipo financiero y Sien Carabaya, que se jugó por la cuarta fecha del cuadrangular final. El pedido se fundamenta en que se estarían vulnerando las bases del certamen de ascenso.

En ese sentido, se exigen las sanciones respectivas a quienes resulten responsables, ya que este error perjudica a dos equipos, y no garantiza la transparencia del caso. Esto, pese a que desde la Liga Departamental de Fútbol de Puno aseguraron que el tema arbitral sería intachable.

Pese a ello, al menos en lo que respecta a los partidos del Credicoop, fue todo lo contrario, lo que fue incluso notado por el público, que criticó duramente este aspecto del certamen nacional.

Asimismo, por considerarse que hubo irregularidades en este compromiso, también se pidió la reprogramación del partido entre los equipos Credicoop San Román y Sien Carabaya, de modo que ambas escuadras jueguen de nuevo, pero esta vez limpiamente.

El presidente del Liga Departamental de Fútbol de Puno, Héctor Salas, deberá tomar en cuenta esta solicitud, ya que además se presentaron documentos del árbitro Ernesto Nayra, donde se prueba que no estaba habilitado para dirigir el partido ya antes mencionado.

Cabe recordar que este compromiso terminó 2 – 1 a favor del Sien Carabaya, y que el juez Ernesto Nayra no cobró evidentes faltas cometidas por los jugadores carabaínos, además de anular un gol a los calceteros.

 

<<<<los andes<<<<

Previous Carlos Basombrío: “Pequeña minoría de dirigentes del magisterio tiene vínculo con Sendero Luminoso”
Next Marilú Martens: "Pedro Castillo comunica miedo a los profesores"